viernes, agosto 25, 2006

El “Pueblo” y la Convención de López Obrador

En entrevista al diario francés Le Monde a LO, a la pregunta de ¿Qué hará si se confirma la victoria de Felipe Calderón? LO responde: "Si el Tribunal valida el fraude, no reconoceremos a un presidente sin legitimidad." Ya se convocó una Convención Nacional Democrática con base en el artículo 39 de la Constitución que estipula que el pueblo tiene el derecho inalienable a cambiar la forma de su Gobierno ",

Y continúa, “Más de un millón de delegados, venidos de todo México, deberán reunirse el 16 de septiembre en el Zócalo, para participar en esta Convención, una especie de Asamblea Constituyente que podrá nombrar un Presidente legítimo y una coordinación de resistencia popular".

Veamos que dice textualmente el mencionado artículo de la Constitución, que es el primero del Capítulo I De la Soberanía Nacional y de la Forma de Gobierno:

Artículo 39. La soberanía nacional reside esencial y originariamente en el pueblo. Todo poder público dimana del pueblo y se instituye para beneficio de éste. El pueblo tiene en todo tiempo el inalienable derecho de alterar o modificar la forma de su gobierno.

Ahora, analicemos la declaración del personaje de marras, existen varios errores, el más evidente, es tomar aisladamente un solo artículo de la Constitución para justificar según él su Convención y su plebiscitaria elección a mano alzada, ya que en ese mismo capítulo de la Constitución, en el artículo 41 se lee: “El pueblo ejerce su soberanía por medio de los Poderes de la Unión, en los casos de la competencia de éstos, y por los de los Estados, en lo que toca a sus regímenes interiores, en los términos respectivamente establecidos por la presente Constitución Federal y las particulares de los Estados, las que en ningún caso podrán contravenir las estipulaciones del Pacto Federal.”

Y más adelante el propio artículo 41 señala:

“La renovación de los poderes Legislativo y Ejecutivo se realizará mediante elecciones libres, auténticas y periódicas, conforme a las siguientes bases:( …) “ Y continúa estableciendo lo que son los contendientes, esto es, los partidos políticos, el encargado de organizar las elecciones, que es el IFE, y el árbitro que es el Tribunal. Por tanto, la propia Constitución contempla un proceso institucional para que el “pueblo” modifique su forma de gobierno, mediante elecciones.

Por tanto, la Constitución es muy clara: El camino que tiene el pueblo es el de la elección institucional sujeto a las reglas expresadas en la propia Constitución y su ley reglamentaria, con un árbitro, y no como pretende hacer creer López Obrador en un plebiscito público. Su Convención Nacional está totalmente fuera de orden y se desvía totalmente de lo expresado en la propia Constitución, que no esta formada por un único artículo que AMLO manipula para al exponerlo en forma aislada justificar su estupidez. ¡La Constitución no tiene un único artículo señor López…!

El otro error de AMLO radica, cada vez me convenzo más que es así, se deriva de su incapacidad mental para abstraer y me refiero con ello a la operación intelectual para separar de un objeto su pura esencia o noción y poder operar mentalmente con intangibles, pruebas de ello es su estupidez manifiesta en las Matemáticas, la Estadística y la Economía actividades que requieren de operaciones mentales de entes abstractos. López Obrador tiene una mente muy primitiva, que sólo registra el mundo tangible, por esto, no le entra en su cabeza que él que abarrota las plazas y la Plaza del Zócalo capitalino en su mente incapaz de abstraer ahí está todo el “pueblo”, para él eso no mucha gente, es toda la gente, es “el pueblo”. Si tuviera capacidad de abstracción, sería conciente que el “pueblo” en la plaza no es el “pueblo” de México, que por mucha que sea la gente congregada en su plaza, no es sino una mínima, pero realmente muy mínima del “pueblo” que el invoca. Por esto, por su incapacidad mental para registrar lo intangible, no puede pensar que casi 28 millones no votaron por él, esto es unas ¡200 veces! la gente que puede meterse en el Zócalo. Y que el “pueblo”, son los 70 millones de ciudadanos mexicanos que están inscritos en el padrón electoral del IFE. Ese que sí es el pueblo al que se refiere el artículo 39 de la Constitución, y de ese “pueblo” sólo el 20 % votó por López Obrador, una minoría, que está muy, pero muy lejos de representar al verdadero “pueblo”. Esta tesis, la de su incapacidad mental para abstraer, también se corrobora por su resistencia para reconocer su derrota: Si el “pueblo” acudía a aclamarlo en la plaza pública, ¿Cómo es posible que haya perdido? Por eso su afán de hacer campaña “por tierra”, y de visitar no se sabe cuantos pueblos, nunca pudo entender que la gente que salía a aclamarlo, no era toda la gente, y que además los que veía en la plaza ya eran sus seguidores y que en una elección de lo que se trata de de convencer a más electores no ir a autosatisfacer su ego. Por eso despreció el debate, siempre estuvo confundido o mejor dicho nunca pudo abstraer la realidad y solo pudo y puede ver su realidad su “pueblo”. De aquí que esto haya evolucionando en un trastorno severo mental y un rechazo a la derrota.

Ya es por demás irrelevante mencionar a los “delegados” que según esto serán elegidos por “asambleas” en todo México. Asambleas a las que convoca ¿Quién?, ¿Él? que va a asistir ¿Quién? Que representa a ¿Quién?.

Pregunta Le Monde (no debería de haberla hecho, por ridícula) “ —¿México podrá tener dos presidentes el 17 de septiembre?”

Y AMLO responde “—Es una posibilidad que dependerá del voto de la convención.”

No, señor López Obrador, México amanecerá el 17 de septiembre con un único presidente electo, el que haya sido nombrado por el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, ya que según el artículo 99 de la Constitución , si de esa Constitución que tiene más de un artículo establece que: “La Sala Superior realizará el cómputo final de la elección de Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, una vez resueltas, en su caso, las impugnaciones que se hubieren interpuesto sobre la misma, procediendo a formular la declaración de validez de la elección y la de Presidente Electo respecto del candidato que hubiese obtenido el mayor número de votos;” Y que otorgará, ahora si, al “pueblo” el inalienable derecho de alterar o modificar la forma de su gobierno según el artículo 39.

Lo suyo, su Convención, sus delegados, “su pueblo”, y su “elección plebiscitaria” y todo su circo, es verdaderamente usando sus propias palabras espurio, ilegítimo, fraudulento, es una farsa, que sólo demuestra su trastorno mental derivado de su incapacidad de abstraer y de reconocer otra realidad distinta a su realidad aunado a su paranoia también claramente manifiesta que lo han llevado a trastornos esquizoides graves, y como tal los mexicanos debemos tomarlos, como los provenientes de un enfermo mental en estado catatónico.

7 comentarios:

  1. Buenas tardes Rodolfo:

    Estoy totalmente de acuerdo contigo esta bien destornillado el cerebro de este sujeto, creo que no sabe ni cuanto son 2 + 2, pero si veo un ego inmenso y una falta de coherencia grave, no soy psicolga o medico mental pero a simple vista lo percibimos muchas personas, que no se darán cuenta él y sus compinches del daño que hacen a todo el pais??
    La verdad me saca de casillas un fulano como este... ahora imaginemoslo de presidente, ya me canse de tantas estupideces y burradas que esta cometiendo, pero por otro lado es mejor que haga y deshaga así nos daremos cuenta de lo que es capaz de hacer un tipo como este, nombrarse presidente por si mismo, pues que es napoleon? ó que.
    Los ciudadanos ya no somos tontos, no creo que nos siga viendo la cara de burros.
    Estoy bien de acuerdo con tu nota.
    Saludos
    Ethel

    ResponderEliminar
  2. Fernando5:18 p.m.

    Mexico Liberal:

    Antes que nada quiero felicitarte por este espacio. He venido siguiendo todos tus comentarios, los cuales me parecen muy acertados, por los anterior queria pedirte permiso de poder reenvialos y hacer que mucha mas gente pudiera leerlos.

    Saludos

    ResponderEliminar
  3. Fernando:

    Muchas gracias por tus comentarios.

    Por supuesto que tienes mi permiso para enviar a quien tu quieras, y al hacerlo, no es condicionante por supuesto que pusieras una liga aquí para que más gente pueda leerlos.

    Otra vez, muchas gracias.

    ResponderEliminar
  4. Ethel

    Ya la verdad me trae aburrido el personaje, ya ni él sabe que nueva cosa inventar, lo malo es que distrae de los graves problemas nacionales que debieran merecer nuestra atención ya que sólo estamos enfocados a su rabieta.

    Muchas gracias por tus comentarios.

    ResponderEliminar
  5. Rodolfo, como siempre tienes mi apoyo .... Estoy 100% contigo y muchas GRACIAS por todo esto que nos facilitas , yo todo lo tuyo lo comparto con mis hijas , para que se den cuenta de como estan las cosas ...

    Cuidate mucho

    ResponderEliminar
  6. A. Ramos8:10 p.m.

    Gracias por esa reflexion, a mi tambien ya me tiene aburrido este Minime de Napoleon, pero creo que es necesario seguir reflexionando al respecto y evidenciando lo que para muchos de nosotros es evidente acerca de todo este movimiento, pues hay mucha gente que defiende a capa y espada el movimiento de Obrador, no del PRD sino de Obrador, y Obrador no representa a la izquierda para empezar ni mucho menos la centro, te paso unos links de otros blogs que no son Panistas ni pro derecha, pero comparten la idea totalmente racional de dar espacio para la discusion y compartir la informacion para discernir sobre este tema

    http://mexicoenpeligro.blogspot.com/

    http://ebrmx.com/

    http://elvaledor.com.mx/?p=389

    adelante que con mas voces hagamos un Mexico mas maduro.

    ResponderEliminar
  7. A Ramos ... Gracias por compartir los links

    ResponderEliminar