sábado, agosto 15, 2009

En Estado de Shock

Me resulta muy peculiar que nuestro secretario de hacienda, el de los catarritos, el de aquí no pasa nada, el de la fortaleza inherente de la Economía Mexicana, el mismo que desestimaba la crisis económica, el jueves, haya expresado que nos encontramos en Estado de Shock Financiero. Usa una palabra en inglés que es empleada para describir a un enfermo que ya no responde, que ya no tiene signos vitales, un enfermo que está próximo al colapso final.

Desgraciadamente, así es, el Shock tiene un origen muy simple: Éramos un país petrolero al que se le acabó el petróleo. Y enfatizo el éramos, en pasado, ya no somos, nuestro yacimiento Cantarell está declinando más rápidamente de lo que esperaba el gobierno, y para el 2011 seremos importadores de Petróleo. La “Reforma Petrolera”, ideo logizada, tan patriotera, y por ello, tan limitada que no sirve para nada, nos hizo envolvernos en el lábaro patrio como Juan Escutia y tirarnos al vacío. El “Tesorito” se quedará ahí a 5,000 m bajo la superficie del mar y nosotros tendremos que enfrentar una crisis fiscal mayúscula gracias a nuestro patriotismo ¡Viva México!. Lo dramático, es que aún y bajo este estado de Shock aún piensen en gastar 10,000 millones de dólares para procesar el petróleo en su refinería “Bicentenario” que importaremos para cuando esté terminada. Sólo en México pueden darse este tipo de dispendios y absurdos.

Ya lo sabíamos, y no se hizo nada, se pensó que con inyectar nitrógeno tendríamos Cantarell para rato, no se repusieron las reservas, nada significativo, importante para realmente cubrir el hueco que dejaba la merma en la producción y, a esto, baja en los precios de petróleo.

Y, en la otra navaja de la tijera, el crecimiento del gasto público exponencial, veamos como ha evolucionado a lo loco.

El Gobierno de Zedillo obtuvo en su último año ingresos presupuestarios por un billón 178 mil millones de pesos. Para el 2004, el Gobierno de Fox obtuvo (a precios del 2000), un billón 450 mil millones.

Es decir, 23 por ciento mayor en sólo 4 años. Recordemos que Fox quiso implantar una “Reforma Fiscal”, aquella del “copeteado” imponiendo el IVA a alimentos y medicinas, y por la cual estimaba lograría recaudar. 60 mil millones de pesos.

Pero como ya en muchas ocasiones he escrito aquí Fox se sacó la lotería sin comprar boleto: Los precios del petróleo subieron y el gasto público acorde con ellos, de forma por demás irresponsable, por que este gasto público se incrementó como gasto corriente, esto es, incrementar la burocracia, ni siquiera se usó en inversión en infraestructura.

Este incremento en el gasto corriente gubernamental ha permitido encubrir la falta de generación de empleos formales y productivos, el gobierno se ha engañado y nos ha engañado con sus cifras de empleo, lo cierto es que el gobierno ha contratado a un ejército de burócratas, que han sido pagados con nuestros impuestos y con la renta petrolera. Una mentira, una falsedad que ahora que la producción petrolera, los precios del petróleo y la recaudación se hacen evidentes. No alcanza el presupuesto para mantener tantas boquitas burocráticas hambrientas.

¿En cuánto has subido el gasto corriente los gobiernos PANistas? Pues bien, al finalizar el sexenio de Zedillo, el gasto corriente del sector público, era de 705 mil millones de pesos. El año pasado fue de un billón 166 mil millones de pesos (a precios constantes del 2000), 65 por ciento más.

Ya escribía aquí desde el 2006 del muy probable colapso de Cantarell http://mexicoliberal.blogspot.com/2006/06/cantarell-se-muere.html así que Felipe Calderón la tenía muy clara sobre la muy probable merma en la producción, no podía saber de la reducción de los precios del petróleo pero sí de la caída en la producción, así que o lo engañaron en PEMEX, o es un irresponsable puesto que el presupuesto del año pasado fue de un billón 988 mil millones de pesos, a precios del año 2000, es decir 810 mil millones superiores a los del último sexenio de de Zedillo.



En otras palabras, es como si se hubieran realizado casi 7 reformas fiscales equiparables a la que quería Fox.

Y hoy que el destino nos alcanza nos dicen que los ingresos son insuficientes y debe de recortarse el presupuesto.

Y, por supuesto ya andan pensando en otra “Reforma Fiscal”, esto es en incrementar impuestos, cuotas del IMSS, precios de los “servicios públicos”, energía, etc.

Por supuesto, nunca van a lograr cerrar el boquete que tienen de 650,000 millones de pesos, nunca, aunque supongamos lograran recaudar unos 250,000 millones de pesos, no sería ni la mitad de lo que necesitan para seguir con su mismo “tren de vida” del dispendio.

Además en una economía “saliendo” (eso está por verse), de la más grave recesión de la época moderna, un incremento de impuesto así de brutal lo único que provocaría es acentuar la recesión, por más que nos digan y nos reiteren sobre la mentira que el gasto público es la “mejor” medida contra cíclica de la economía, lo cierto es que muchos negocios no soportarán la carga fiscal adicional y seguirán cerrando, muchos particulares el dinero que les queda apenas les alcanzará para alimentarse, otros ni siquiera podrán alimentarse.

También nos dirán que gran parte de ese gasto es corriente es “gasto social”, es sorprendente como la sola inclusión de la palabra “social” cambia aparentemente el contexto para justificar todo exceso, todo dispendio.

Sin embargo, las estadísticas están ahí, el gasto “social” sube exponencialmente y cada vez hay más pobres, y los pobres son aún más pobres. Lo que pone en entredicho que los programas “sociales” sean efectivos para maldita sea la cosa, y al ser devoradores de recursos que se arrebatan a los particulares mediante el expolio fiscal su efecto es exactamente opuesto, en lugar de ver una mejoría en los sectores más pobres de la población, mientras más de gasta en lo “social”, cada vez hay menos empresas, cada vez hay menos inversión, cada vez hay menos empleos y por tanto cada vez hay mas pobres.

No acostumbro escribir groserías en este espacio, pero poner el IVA a alimentos y medicinas para proteger las canonjías, prebendas y tamaño de la burocracia me parece que tienen muy poca madre, es simplemente criminal subirle a la población 15 por ciento lo que tienen que pagar por sus alimentos. ¡Qué poquísima madre!

Por tanto, lo que en realidad México requiere es sí una Reforma Fiscal, pero que recorte sustancialmente el gasto público, ¿Qué acaso el país no funcionaba razonablemente bien a fines del sexenio de Zedillo, la población no se ha incrementado en la proporción que lo ha hecho el gasto público, esto es en un 65 por ciento? Pues habrá que dejarlo de ese tamaño recorten 810 mil millones, cubren su déficit quiten el IETU, bajen la tasa del ISR, y verán el crecimiento sostenido que podríamos lograr.

Pero los políticos por supuesto que no quieren reconocer que el mayor crecimiento económico sólo se logrará con menores impuestos (aunque claro faltan otras premisas básicas) digamos que es condición necesaria aunque no suficiente. Siguen aferrados al sofisma del “Gasto Público” sobre todo al que añaden la palabra mágica “Social”. Para justificar así todo dispendio.

Veremos, no obstante lo grave del Shock Financiero, tengo algo de confianza que éste sea para bien, tengo fe en que la destrucción creativa puede sacar a este país adelante, va a ser muy doloroso, ojala los políticos entiendan y tomen las medidas adecuadas de otra forma lo único que lograrán es alargar la agonía.

2 comentarios:

  1. Hola realmente estamos peor de los que dice Carstens verdad.
    gracias por Informar,seria padre que estuvieras en twitter.
    Saludos
    Monica

    ResponderEliminar
  2. Anónimo1:59 p.m.

    ...destrucción creativa puede sacar a este país adelante, va a ser muy doloroso, ojala los políticos entiendan y tomen las medidas adecuadas....

    MEXLIBERAL ¿y si no lo entienden que hacemos? .Por mi parte como papa responsable ya he ajustado mis gastos a la nueva situacion ante la merma en ingresos de mi negocio(pequeño negocio), ademas ya pague todas mis deudas.

    Jesus

    ResponderEliminar